martes, 8 de diciembre de 2009

Desmontando (cerebralmente) a Henry


El cerebro de Henry Gustav Molaison (más conocido como H.M.) está a punto de someterse a los rigores del bisturí, otra vez. En 1953, Molaison acabó siendo profundamente amnésico después de que una intervención quirúrgica le extirpase dos partes de los lóbulos temporales de su cerebro (véase imagen) para tratar su severa epilepsia. La cirugía experimental ayudó a detener los ataques, pero privó virtualmente a Molaison de la capacidad de formar nuevos recuerdos. Hasta su muerte el año pasado, Molaison cooperó con psicólogos y neurocientíficos, los cuales, gracias al estudio de su mal, pudieron avanzar tremendamente en el conocimiento de la naturaleza de la memoria humana.

Hoy, cuando se cumple el primer aniversario de la muerte de Molaison, el neurocientífico de la Universidad de California en San Diego: Jacopo Annese, comenzará a cortar el cerebro de Henry en rodajas del grosor de un papel. La delicada operación durará 30 horas y será un paso crucial en la creación de un atlas digital de uno de los cerebros humanos más estudiados de todos los tiempos.

El proyecto cuenta con su propia página web.

No hay comentarios:

Loading...